Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar

Hungría: Liberen a Ahmed H.

Ahmed H. con una de sus hijas
© Particular
¡Gracias!

Esta acción ha finalizado. Hemos sido 14.348 firmantes

¡Buenas noticias! La condena inicial contra Ahmed H fue revocada porque el tribunal de apelación estimó que había demasiados defectos en el juicio original. Desde Hungría nos aseguraron que la presión internacional había contribuido en gran manera a esta noticia. La mujer de Ahmed ha enviado este mensaje a las personas que firmamos la ciberacción:

"No sé cómo expresar con palabras la gratitud que siento por todas aquellas personas que apoyaron a Ahmed al firmar la petición. Su apoyo es increíble. Sois increíbles. Gracias a cada uno de vosotros que os unisteis a Amnistía Internacional y añadisteis vuestra voz para la liberación de mi marido. Gracias por vuestra solidaridad con nosotros. Estamos agradecidos con cada uno de vosotros y esperamos que Ahmed nos acompañe pronto."

El nuevo juicio contra Ahmed H, al que mantienen en prisión preventiva sin que haya ninguna razón para ello, se celebró en enero de 2017. Desde Amnistía Internacional estaremos atentos a la sentencia y acompañaremos a Ahmed, su equipo legal y a su familia hasta que acabe esta locura judicial contra él.

Gracias por vuestro apoyo.

Petición antes del cierre

Un padre de familia de Chipre termina en una cárcel húngara injustamente acusado de “terrorismo”.

El caso de Ahmed refleja una inquietante confluencia de dos peligrosas tendencias: el uso indebido de los delitos de terrorismo y el espantoso trato a las personas refugiadas y migrantes.

Su historia es kafkiana. En agosto de 2015, Ahmed dejó a su familia en Chipre para ir a ayudar a sus padres ancianos y a otros familiares a abandonar Siria. Un mes después, se encontraron atrapados entre cientos de personas refugiadas en la frontera húngara después de que la policía vallara el paso fronterizo con Serbia.

Los enfrentamientos estallaron cuando algunas personas intentaron atravesar la frontera. La policía húngara respondió con gas lacrimógeno y un cañón de agua, causando lesiones a decenas de personas. Algunas personas lanzaron piedras, entre ellas Ahmed. Pero las imágenes de las noticias también muestran claramente a Ahmed utilizando un megáfono para pedir a ambas partes que mantuvieran la calma.

Por esto, un tribunal húngaro lo declaró, en virtud de una legislación antiterrorista extremadamente vaga, culpable de cometer un “acto de terrorismo” y lo condenó a 10 años de prisión.

¿Te parece esto terrorismo?

Ahmed permanece en prisión, separado de su esposa y sus hijas pequeñas, aguardando una audiencia de apelación con la esperanza de poder volver con ellas a Chipre. Tras la presión internacional a favor de su caso, la condena contra Ahmed fue revocada en apelación y trendrá un nuevo juicio. Necesitamos que nos ayudes a liberar a Ahmed.