Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar

Podcast semanal

CC by Patrick Breitenbac, vía Flickr

Producido en colaboración con la Unión de Radios Libres y Comunitarias de Madrid.

(13.10.2017)

Amnistía Internacional, informativo semanal a 13 de octubre de 2017

Las noticias más relevantes de la semana son: En España, la Ley de Amnistía de 1977 es una excusa que dura 40 años. Más asuntos: 40 años después de histórica declaración sobre la pena de muerte, los Estados con ejecuciones son ya una minoría cada vez más aislada. En Turquía, deben retirarse los cargos presentados contra el personal de Amnistía y los defensores y defensoras encarcelados. Y por último, en Myanmar, el hundimiento de otro barco de rohingyas indica que la desesperación en el estado de Rajine no disminuye.

España: Ley de Amnistía 1977, una excusa que dura 40 años

Arrancamos este informativo en España. El 15 de octubre se cumplen 40 años desde la promulgación de la Ley de Amnistía de 1977. Una ley que buscaba perdonar y pasar página sobre “los actos de intencionalidad política, cualquiera que fuese su resultado, tipificados como delitos y faltas realizados con anterioridad al día 15 de diciembre de 1976”.

Amnistía Internacional recuerda que según el derecho internacional, no pueden incluirse en este perdón actos que puedan ser considerados crímenes de derecho internacional, como son la desaparición forzada o la tortura. La organización lleva años denunciando cómo desde los diferentes poderes (legislativo, ejecutivo y judicial) se bloquea cualquier paso para que la legislación española cumpla con sus compromisos internacionales en relación con las víctimas de la Guerra Civil y el franquismo.

Pena de muerte: 40 años después de histórica declaración sobre la pena de muerte, los Estados con ejecuciones son ya una minoría cada vez más aislada

Hablamos ahora de la pena de muerte. Los Estados que mantienen y aplican la pena de muerte están cada vez más aislados y deben tomar medidas para sumarse a la tendencia mundial. En 2017 se cumplen 40 años desde que Amnistía Internacional promovió la histórica Declaración de Estocolmo, primer manifiesto abolicionista internacional sobre la pena de muerte. En la Declaración, hecha en 1977, se pidió a todos los gobiernos que abolieran totalmente esta pena.

En 2016, sólo 23 países llevaron a cabo ejecuciones, siendo los responsables de la gran mayoría de ellas un pequeño grupo de Estados: China, Irán, Arabia Saudí, Irak y Pakistán.

Turquía: Deben retirarse los cargos presentados contra el personal de Amnistía y los defensores y defensoras encarcelados

Nuestra siguiente parada nos lleva a Turquía. Un fiscal ha presentado un acta de acusación formal en la que se piden penas de prisión de hasta 16 años por cargos de terrorismo para 11 activistas de derechos humanos, incluidos la directora y el presidente de Amnistía Internacional en el país.

Estos valientes activistas llevan meses consumiéndose en la cárcel sólo porque creen en los derechos humanos. Ahora a este acta de acusación no sólo no contiene nuevas pruebas, sino que repite absurdas denuncias contra algunos de los defensores y defensoras de los derechos humanos más destacados de Turquía.

Myanmar: El hundimiento de otro barco de rohingyas indica que la desesperación en el estado de Rajine no disminuye

Terminamos en Myanmar. 12 personas han fallecido tras el hundimiento de un barco en el Naf, que separa Bangladesh de Myanmar. Esto es otra demostración de la desesperada situación que persiste en el estado de Rajine. Mientras el ejército se emplea en una campaña de violencia, se acumulan los indicios de que mujeres, hombres, niñas y niños rohingyas ahora también huyen de la amenaza del hambre.

Además, las autoridades de Myanmar están bloqueando activamente el acceso de grupos de ayuda humanitaria a las zonas afectadas en el estado de Rajine, donde la población está al límite de la supervivencia.

Ver en línea : Amnistía Internacional