Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar

¿Barcos españoles para violar derechos humanos en Yemen? No en nuestro nombre

Un padre con su hija llorosa en brazos
Ataque contra un barrio residencial en Ahma, Saada, en el norte de Yemen. 27 de octubre de 2015 © Particular
¡Gracias!

Esta acción ha finalizado. Hemos sido 25.957 firmantes

Gracias a todas las personas que han participado en esta acción. En Amnistía Internacional hemos decidido darla por concluida dado que el pasado miércoles 6 de abril la Comisión de Cooperación Internacional al Desarrollo del Congreso de los Diputados aprobó una Proposición no de Ley que insta al Gobierno español a no autorizar ventas de armas a las partes del conflicto de Yemen, revocar las autorizaciones concedidas desde el inicio del conflicto en marzo de 2015, promover un embargo de la Unión Europea y de la ONU, investigar el uso de las armas españolas en Yemen por parte de Arabia Saudí, investigar las atrocidades cometidas y adoptar medidas para aumentar control y la transparencia en el comercio de armas español.

Pese a que la redacción finalmente aprobada no incluye una referencia explícita a la venta de las cinco corbetas que Navantia quiere construir para Arabia Saudí, sí pide al Gobierno que deniegue las autorizaciones para transferir armas mientras exista un riesgo sustancial de que las armas, a tenor de los datos disponibles, se emplearían para cometer o facilitar que se cometan violaciones graves del derecho internacional de los derechos humanos y del derecho internacional humanitario o se desviarían para dicho uso. De acuerdo con esta redacción, entendemos que, en las circunstancias actuales, el Gobierno no debería autorizar la exportación de estas cinco corbetas. Esta petición del parlamento español se suma a una similar aprobada en marzo por el parlamento holandés. Además, Suecia y el gobierno flamenco de Bélgica han suspendido las exportaciones de armas a Arabia Saudí, el parlamento británicos está analizando las exportaciones autorizadas en el último año y la UE estudia aplicar un embargo de armas a Arabia Saudí y el resto de partes del conflicto.

Seguiremos trabajando para garantizar que España efectivamente no autoriza ningún tipo de venta de armas a las partes del conflicto en Yemen.

Petición antes del cierre

La empresa española Navantia está a punto de cerrar un contrato para la venta de cinco corbetas a Arabia Saudí, aún a riesgo de que se puedan usar para cometer violaciones graves del derecho internacional. Ayúdanos a parar esta operación antes de que sea tarde.

Los números cantan. Tras más de un año desde el inicio del conflicto, más de 3.000 civiles, entre ellos 700 menores, han perdido la vida y al menos 2,5 millones de personas se han visto desplazadas de sus hogares en el último año. Además, al menos el 83 por ciento de la población del país también necesita con urgencia ayuda humanitaria

El bloqueo naval al que Arabia Saudí somete a Yemen desde marzo de 2015 tiene un nombre: es una violación grave del derecho internacional humanitario. Y los ataques indiscriminados de la coalición saudí contra escuelas, hospitales y población civil también tienen un nombre: crímenes de guerra.

El 25 de febrero, el Parlamento Europeo pidió un embargo de armas de la Unión Europea contra Arabia Saudí, que dirige las fuerzas de la coalición, y el 15 de marzo el Parlamento neerlandés también pidió a su gobierno que ponga fin a las transferencias de armas a Arabia Saudí. Por su parte, España mantiene una posición muy lejos de ser transparente.

Hemos preguntado al Gobierno si Arabia Saudí ha usado aviones, bombas y municiones españolas para cometer crímenes de guerra. Hasta ahora la respuesta es que no hay respuesta: el gobierno español no sabe, no contesta, pero entre 2010 y el primer semestre de 2015, vendió armas a este país por valor de más de 1.200 millones de Euros.

El Tratado sobre el Comercio de Armas y otras normas prohíben la venta de armas para cometer atrocidades.

Existe un claro riesgo de que las cinco corbetas que Navantia quiere construir para Arabia Saudí pudieran ser usadas para cometer violaciones del derecho internacional humanitario, como el bloqueo naval saudí de Yemen o los ataques indiscriminados de la coalición, ataques cuyas víctimas son la población civil.

Fragata Avante 2200 patrol Fuente: www.navantia.es

No queremos sangre yemení en nuestras manos. Ayúdanos a parar esta venta de armas, armas que podrían utilizarse para cometer atrocidades.