Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Sólo uno de cada 10 países aplica la pena de muerte

Amnistía Internacional participa en el 5º Congreso Mundial contra la Pena de Muerte de Madrid

Rueda de prensa de presentación del 5º Congreso Mundial contra la pena de muerte en la que participó, entre otros, Cándido Ibar, padre del único español condenado a muerte en el mundo (segundo por la izquierda). Copyright: Amnistía Internacional

Madrid.- Entre el 12 y el 15 de junio próximos se celebrará en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid (Campo de la Naciones) el 5º Congreso Mundial contra la pena de muerte  por invitación del Gobierno español y con el patrocinio de los gobiernos noruego, suizo y francés.

La organización Juntos contra la pena de muerte es responsable de este evento, en el que también participa Amnistía Internacional, entre otras entidades y personalidades.  Se espera a 1.500 personas, provenientes de 90 países de los cinco continentes, así como un alto nivel de representación política. El objetivo es reforzar el trabajo conjunto de Estados, organizaciones internacionales y sociedad civil en favor de la abolición de la pena capital. Entre los objetivos también destaca promover la implicación de las organizaciones intergubernamentales junto a la sociedad civil, así como educar y sensibilizar a la opinión pública, especialmente la española, en relación a la pena de muerte. Los Congresos anteriores se han celebrado en Estrasburgo (2001), Montreal (2004), París (2007) y Ginebra (2010).

Amnistía Internacional valora positivamente el compromiso y apoyo del Gobierno español en la celebración del Congreso, algo que la organización le ha trasladado desde el inicio de la legislatura. Amnistía Internacional espera que las autoridades españolas sigan llevando a cabo iniciativas que contribuyan a la lucha  contra la pena capital tanto en sus relaciones bilaterales como en el marco multilateral.

En el contexto del 5º Congreso Mundial contra la pena de muerte, Amnistía Internacional participa con las siguientes actividades destacadas:

  • Lunes 3 de junio al jueves 13 de junio. Los activistas contra la pena de muerte, Ray Krone y Cheryl Naill de la organización Witness to Innocence, estarán en Madrid, Santiago de Compostela, Ourense, Oviedo, Barcelona, Lleida, Bilbao y Donosti y Madrid realizan actividades de sensibilización contra la pena capital. Ray Krone pasó diez años en prisiones de Arizona, tres de ellos en el corredor de la muerte, acusado de un crimen que no había cometido.
  • Lunes 10 de junio a las 19h. Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional en España participa en una mesa redonda sobre “Cine, derechos humanos y pena de muerte” organizada por la embajada de Suiza en España en el Matadero de Madrid (Paseo de la Chopera, 14).
  • Jueves 13 de junio a las 17:45h. Chiara Sangiorgio, responsable de la campaña contra la pena de muerte de Amnistía Internacional, Secretariado Internacional, participa en el Taller  “Organizaciones intergubernamentales y sociedad civil, las estrategias comunes”.
  • Sábado 15 de junio a las 12:30h. Activistas de Amnistía Internacional participan en la marcha final contra la pena de muerte que servirá como clausura del Congreso. Plaza de Callao, Madrid.

 

Durante los tres días del V Congreso, un stand de Amnistía Internacional servirá como punto de encuentro y documentación para activistas y público en general interesado en el trabajo contra la pena de muerte de la organización.

La pena de muerte en el mundo

En 2012 se documentaron ejecuciones en 21 países del mundo: un número idéntico al de 2011 pero inferior al de 28 países registrado un decenio antes.

En 2012 se tuvo conocimiento de al menos 682 ejecuciones en el mundo, 2 más que en 2011. Se pudieron confirmar al menos otras 1.722 sentencias de muerte dictadas en 58 países, en comparación con las 1.923 dictadas en 63 países el año anterior.

Pero estas cifras no incluyen los miles de ejecuciones que Amnistía Internacional cree que se llevaron a cabo en China, que mantiene los datos en secreto. La organización ha lanzado una ciberacción en su centro de activismo en Internet www.actuaconamnistia.org  para romper el muro de silencio que rodea las ejecuciones en China.

En la región de Asia y Oceanía hubo algunos retrocesos en el camino hacia la abolición en 2012, como la reanudación de las ejecuciones en India, Japón y Pakistán tras un largo periodo sin aplicar la pena de muerte.

Aunque en Oriente Medio y el Norte de África hubo algunos progresos, la aplicación de la pena capital en la región sigue siendo motivo de gran preocupación.

En Arabia Saudí, Irak, Irán y Yemen continuaron los altos índices de aplicación de la pena de muerte; el 99 por ciento de las ejecuciones en la región se realizaron en estos cuatro países.

En América, Estados Unidos siguió siendo el único país que aplicaba la pena de muerte; el número total de ejecuciones en 2012 –43– fue idéntico al de 2011, pero sólo 9 Estados aplicaron la pena, en comparación con los 13 del año anterior. Connecticut se convirtió en el 17º Estado abolicionista en abril, mientras que el referéndum sobre la abolición de la pena de muerte celebrado en California fracasó por un estrecho margen en noviembre.

En África subsahariana continuaron los avances hacia la abolición. Benín adoptó medidas legislativas para eliminar las disposiciones pertinentes de su legislación y Ghana tiene previsto abolir la pena de muerte en su nueva Constitución. En Sierra Leona ya no hay ninguna persona condenada a muerte.

Sin embargo, de 2011 a 2012 creció considerablemente el número de ejecuciones y sentencias de muerte dictadas en la región, debido a las cifras más elevadas recibidas de Sudán y Gambia.

Bielorrusia siguió siendo el único país de Europa que aplicaba la pena de muerte
 y lo hacía en estricto secreto, con la ejecución de al menos tres hombres en 2012.

Pablo Ibar es el único español condenado a muerte en el mundo. De doble nacionalidad, estadounidense y española, Ibar fue condenado a muerte en el año 2000 en Estados Unidos y desde entonces está en el corredor de la muerte de la penitenciaría de Starke, en Florida. Pablo Ibar sigue declarándose inocente. Actualmente, sus abogados han recurrido la sentencia condenatoria antre el Tribunal Supremo de Florida. Su padre participa activamente en el Congreso Mundial de Madrid.