Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar
© AFP/Getty Images

Arabia Saudí: 10 cosas que debes saber sobre un reino de crueldad

Por Amnistía Internacional,

Tras el homicidio del periodista Jamal Khashoggi, el Reino de Arabia Saudí vuelve a estar bajo el foco internacional.

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdoğan, ha declarado que, en su opinión, la muerte de Jamal Khashoggi en el consultado de Arabia Saudí en Estambul fue un “salvaje asesinato”.

Pero el homicidio de Khashoggi es sólo el más reciente de la larga lista de violaciones de derechos humanos que viene a sumarse al atroz historial de derechos humanos del reino.

1 - Guerra devastadora en Yemen

Muchachos se manifiestan frente a las oficinas de las Naciones Unidas en Saná, Yemen, para denunciar el ataque aéreo que mató a decenas de personas, incluidos niños y niñas en la provincia noroeste de Saada, el 13 de agosto de 2018. © REUTERS / Khaled Abdullah

La coalición encabezada por Arabia Saudí ha contribuido considerablemente a una guerra que lleva tres años y medio devastando Yemen, y en la que ha matado a miles de civiles, incluidos niños y niñas, bombardeando hospitales, escuelas y domicilios particulares. Amnistía Internacional ha documentado violaciones reiteradas del derecho internacional humanitario, incluidos crímenes de guerra. Pese a ello, países como Estados Unidos, Reino Unido y Francia siguen firmando lucrativos acuerdos sobre armamento con Arabia Saudí.

2 - Implacable represión de activistas pacíficos, periodistas e intelectuales

Desde que el príncipe heredero Mohammed bin Salman llegó al poder, muchas personas destacadas por su activismo han sido detenidas o condenadas a largas penas de prisión simplemente por ejercer de forma pacífica su derecho a la libertad de expresión, asociación y reunión. Las autoridades han atacado a la comunidad de defensores y defensoras de los derechos humanos —pequeña, pero activa— con medios como las leyes antiterroristas y contra los delitos cibernéticos para reprimir su activismo pacífico, con el que denuncian y abordan violaciones de derechos humanos.

3 - Detención de quienes defienden los derechos de las mujeres

Varias defensoras de los derechos de las mujeres han sido detenidas y encarceladas. © Marieke Wijntjes/Amnesty International

Este mismo año, varias personas destacadas por su labor de defensa de los derechos de las mujeres fueron detenidas en la constante represión ejercida por Arabia Saudí contra la comunidad de derechos humanos. Loujain al Hathloul, Iman al Nafjan y Aziza al Yousef permanecen detenidas arbitrariamente sin cargos desde mayo. Tras su detención, el gobierno lanzó una escalofriante campaña difamatoria para desacreditarlas como “traidoras”. Pueden ser juzgadas ante un tribunal antiterrorista, donde corren peligro de ser condenadas a una larga pena de prisión.

4 - Ejecuciones

Arabia Saudí es sistemáticamente uno de los países del mundo que más ejecuciones realiza: cada año mata a decenas de personas, muchas de ellas en truculentas decapitaciones públicas. Consideramos que la pena de muerte viola el derecho a la vida y es cruel, inhumana y degradante. Además, no hay, en ningún lugar del mundo, pruebas que demuestren que la pena de muerte disuade frente a la delincuencia; sin embargo, Arabia Saudí sigue condenando a muerte a personas y ejecutándolas tras juicios flagrantemente injustos. En lo que va de año, Arabia Saudí ha ejecutado a 108 personas, casi la mitad de ellas por delitos relacionados con las drogas.

5 - Penas que son crueles, inhumanas o degradantes


Acto de Amnistía Internacional para pedir la liberación de Raif Badawi. © Pierre Yves Brunard/Picturetank

Los tribunales de Arabia Saudí siguen imponiendo penas de flagelación como castigo para muchos delitos, a menudo tras juicios injustos. Raif Badawi fue condenado a 1.000 azotes y 10 años años de prisión simplemente por escribir un blog. También se realizan amputaciones y amputaciones de extremidades alternas, que invariablemente constituyen tortura, como castigo por algunos delitos.

6 - Práctica habitual de la tortura bajo custodia

Algunas personas que han estado detenidas o que han sido procesadas, así como otras, han dicho a Amnistía Internacional que el uso por las fuerzas de seguridad de la tortura y otros malos tratos sigue siendo habitual y generalizado, y que los responsables nunca responden de ello ante la justicia.

7 - Discriminación sistemática de las mujeres

Las mujeres y las niñas siguen sufriendo una arraigada discriminación en Arabia Saudí, y están jurídicamente subordinadas a los hombres en relación con el matrimonio, el divorcio, la custodia de los hijos, la herencia y otros aspectos. Con arreglo al sistema de tutela, una mujer no puede tomar decisiones por su cuenta, sino que es un familiar varón quien debe decidirlo todo en representación suya.

8 - Discriminación religiosa arraigada

Los miembros de la minoría chií del reino siguen sufriendo una discriminación arraigada que limita su acceso a los servicios del gobierno y al empleo. Decenas de activistas chiíes han sido condenados a muerte o a largas penas de prisión por su presunta participación en protestas antigubernamentales en 2011 y 2012.

9 - “Lo que pasa en el reino, se queda en el reino”

Se sabe que las autoridades saudíes han tomado medidas punitivas, incluso a través de los tribunales, contra activistas pacíficos y familiares de víctimas que se ponen en contacto con organizaciones independientes de derechos humanos, como Amnistía Internacional, o con periodistas y diplomáticos extranjeros.

10 - Asesinato de Jamal Khashoggi

Tras el terrible asesinato de Jamal Khashoggi, Amnistía Internacional pide al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, que abra una investigación independiente de la ONU sobre las circunstancias en torno a ejecución extrajudicial de Khashoggi, su posible tortura y otros delitos y violaciones de derechos humanos cometidos en su caso.

Cómo puedes ayudar

Investigación de la ejecución de Khashoggi

¡Firma!