Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

UE: Solicitantes de asilo deben ser trasladados de terribles condiciones en las islas

Refugiados en la isla de Chios, Grecia © Giorgos Moutafis/Amnesty International

Mientras el acuerdo UE-Turquía se tambalea y más de 16.000 personas refugiadas soportan condiciones terribles en las islas griegas, Amnistía Internacional pide a los jefes de Estado y de gobierno de la UE que se reunirán en Bruselas esta semana que se comprometan con medidas concretas para salvar vidas y devolverles la dignidad.

La organización propone seis medidas concretas, empezando con el traslado de las personas solicitantes de asilo desde las islas al territorio continental griego, donde puedan tramitarse sus solicitudes de asilo y proseguir su reubicación en otros países de Europa.

“Los líderes europeos quieren mantener a las personas refugiadas y migrantes en las islas griegas, fuera de su vista y, por tanto, de su mente. Pero dado el empeoramiento de las condiciones con la llegada del invierno, ignorarlas pone en peligro su vida y su dignidad”, ha declarado Iverna McGowan, directora de la Oficina de Amnistía Internacional ante las Instituciones Europeas.

“Las medidas para aliviar este sufrimiento son sencillas; lo que falta es voluntad política. A menos que nuestros líderes cambien de rumbo, el espantoso enfoque hacia el número razonable de personas que llegan a las fronteras de Europa pasará a la historia como una mancha en nuestra conciencia colectiva.”

Las condiciones en las islas son peligrosas e incluso mortales; hace poco, una mujer y un niño murieron en una explosión de gas. Las personas refugiadas y migrantes, entre las que hay menores de edad y familias en situación de vulnerabilidad, duermen en tiendas expuestas al frío y a fuertes lluvias, sin servicios de saneamiento e higiene adecuados, y con el constante temor de sufrir ataques racistas u otros tipos de violencia, incluida la violencia de género.

Algunas de estas personas llevan varios meses en las islas sin acceso a un procedimiento de concesión de asilo. Otras han decidido volver “voluntariamente” para escapar de las condiciones en las que están recluidas y de la incertidumbre sobre su suerte. Amnistía Internacional ha documentado también casos de refugiados devueltos en contra de su voluntad, a pesar de que habían expresado su deseo de solicitar asilo.

Pese a que la legislación de la UE prevé el derecho a la reagrupación familiar, algunos refugiados no pueden reunirse con sus familiares en otros países de la Unión. La Comisión Europea sugiere ahora que deberían ser devueltos a Turquía y pedir la reagrupación familiar desde allí, en una iniciativa aparentemente motivada por el deseo de aumentar el número de personas devueltas en aplicación del acuerdo.

La solución en seis pasos que propone Amnistía Internacional a los líderes europeos conlleva:

1. El traslado inmediato de las personas al territorio continental griego

2. Acelerar los esfuerzos destinados a la reubicación y a la reagrupación familiar con vistas a trasladar a personas a otros países europeos

3. Garantizar la inscripción rápida de las personas solicitantes de asilo atrapadas en las islas

4. Establecer vías seguras y legales, lo que incluye un programa de reasentamiento en gran escala desde Turquía

5. Apoyar a Turquía a desarrollar su sistema de asilo

6. Poner fin a las devoluciones en aplicación del acuerdo UE-Turquía

“El coste humano del acuerdo UE-Turquía debe servir de advertencia contra acuerdos futuros con otros países. Aun así, los líderes están firmando nuevos acuerdos cada semana, sin prestar apenas consideración a su coste para las vidas y a la devaluación de los valores de Europa”, prosiguió Iverna McGowan.

“Trasladar a los solicitantes de asilo fuera de las fronteras de Europa, externalizando las responsabilidades, no funciona; pone en peligro sus derechos humanos e ignora intencionadamente las razones por las que abandonaron sus casas en primer lugar.”

Información complementaria

Más detalles de la propuesta de seis medidas de Amnistía Internacional a los líderes de la UE.

  • Trasladar de inmediato a las personas solicitantes de asilo, especialmente a las que están en situación de vulnerabilidad, que están atrapadas en las islas griegas en aplicación del tratado UE-Turquía al territorio continental griego y garantizar que son acogidas y procesadas adecuadamente, incluso con vistas a su reubicación en otros países de la UE.
  • Acelerar la reubicación de solicitantes de asilo desde Grecia mediante el aumento del número de plazas de reasentamiento prometidas, y atender con rapidez las solicitudes de reubicación; establecer procedimientos para la reagrupación familiar acelerados, públicos y de fácil acceso para las personas atrapadas en Grecia con familiares próximos en otros países europeos; conceder el acceso mediante visados por razones humanitarias a los solicitantes de asilo en necesidad inmediata de atención especial.
  • Garantizar el registro rápido de solicitantes de asilo atrapados en las islas mediante el aumento de los recursos del Servicio de Asilo.
  • Establecer un programa de reasentamiento en gran escala desde Turquía y ofrecer otras vías seguras y legales para que las personas refugiadas que están en este país lleguen a países de la UE, como los visados por razones humanitarias, la reagrupación familiar y los visados para estudiantes, como forma de proteger a quienes necesitan protección internacional y gestionar la migración de un modo ordenado y predecible.
  • Apoyar a Turquía en el desarrollo de un sistema de asilo y un marco legal compatibles con todas las obligaciones internacionales de Turquía para con las personas refugiadas, con independencia de su nacionalidad. Facilitar una asistencia económica significativa, flexible y predecible, así como apoyo operativo y técnico a Turquía, para garantizar que las personas refugiadas disfrutan de derechos económicos y sociales, y tienen acceso a la salud, la educación y al mercado laboral.
  • Poner fin a la devolución de solicitantes de asilo a Turquía en aplicación del acuerdo UE-Turquía sobre la base de que Turquía es un “tercer país seguro” o un “primer país de asilo”, y examinar las solicitudes de asilo en función de sus méritos en un procedimiento justo para la concesión de asilo dotado de todas las salvaguardias procesales importantes.