Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Millones de personas excluidas tendrán un nuevo acceso a la justicia

El Protocolo permite a las personas que han sufrido violaciones, como el desalojo de sus viviendas, presentar quejas a un panel de expertos independiente e internacional una vez que han agotado todos los recursos posibles en sus países. © Benjamin gz-Imaginechina

Las personas cuyos derechos económicos, sociales y culturales son continuamente pisoteados tendrán un nuevo acceso a la justicia a través del nuevo mecanismo de quejas, establecido por el Protocolo Facultativo del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales. Este Protocolo permitirá que obtengan justicia a través de la ONU, si sus derechos relativos a una vivienda adecuada, a la alimentación, al agua, al saneamiento, a la salud, a un empleo, a la seguridad social y a la educación, son violados y sus gobiernos no les ofrecen justicia.

Uruguay acaba de proporcionar la crucial 10ª ratificación del Protocolo, lo que significa que entrará en vigor dentro de tres meses, el 5 de mayo de 2013. Los diez países que lo han ratificado hasta la fecha son: Argentina, Bolivia, Bosnia y Herzegovina, Ecuador, El Salvador, Eslovaquia, España, Mongolia, Portugal y Uruguay, y solo se aplicará en ellos cuando entre en vigor. A pesar de este importante paso hacia adelante, hasta ahora ningún Estado africano es Parte en el Protocolo y solo un Estado de Asia (Mongolia) lo ha ratificado.


Amnistía Internacional ha documentado numerosos casos en todo el mundo de personas a las que les es imposible obtener justicia por la violación de sus derechos económicos, sociales y culturales, y para quienes el Protocolo podría ser crucial.

“Casi 40 años después de la entrada en vigor de su equivalente, el Protocolo del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, hemos conseguido por fin la paridad entre ambos tratados y dotar de significado el principio de la indivisibilidad de todos los derechos", ha declarado Salil Shetty, secretario general de Amnistía Internacional.

“Queremos felicitar a los primeros 10 Estados que han ratificado el Protocolo, pero todos los demás deben seguir su ejemplo. Para lograr la verdadera realización de los derechos humanos es imprescindible que todas las víctimas de una violación de derechos humanos tengan acceso a un recurso efectivo”.