Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar

La sentencia histórica contra Videla y Bignone, un paso más hacia la justicia

Las Madres de la Plaza de Mayo celebran la condena histórica contra Videla. © REUTERS/Marcos Brindicci

“La condena contra Videla y Bignone demuestra que nadie esta por encima de la ley,” dijo Mariela Belski, directora ejecutiva de Amnistía Internacional Argentina. “Es un paso muy significativo en el camino emprendido por la Argentina en los últimos años para juzgar a los responsables de las graves violaciones a los derechos humanos cometidas durante el último régimen militar”.

Las sentencias de prisión contra los ex presidentes de facto Jorge Rafael Videla y Reynaldo Bignone por el plan sistemático de apropiación de niños en Argentina es un paso histórico hacia la justicia en el país.

Videla y Bignone fueron declarados culpables de la sustracción, retención, ocultamiento de menores y la supresión de su identidad durante el régimen militar que gobernó el país entre 1976 y 1983, siendo condenados a 50 y 15 años de prisión respectivamente.

La importancia particular de esta condena dictada por el Tribunal Oral Federal 6 es que por primera vez se pudo probar –a través de los 35 casos de apropiación de niños investigados en esta causa–- que existió un plan diseñado al más alto nivel por el régimen militar para secuestrar, ocultar y disponer de los niños recién nacidos, hijos de personas detenidas-desaparecidas durante esa época. Así, en lugar de entregarlos a sus familiares, se les cambió su identidad y entregó a otras familias, que los registró como si fueran propios.

Seis de estos casos aberrantes fueron materia del Juicio en las Juntas Militares de 1985, pero en esa ocasión no se pudo probar la existencia de un plan para actuar de esta manera con los niños nacidos durante el cautiverio de sus madres o los bebés secuestrados durante operativos militares.

La sentencia alcanzó a otros siete ex militares, entre ellos un médico que actuaba en partos clandestinos, que fueron condenados a penas de entre 5 y 40 años. Con este fallo se llega al fin de una causa judicial que comenzó hace 15 años y un juicio oral y público que llevó un año. A día de hoy, son más de 100 los niños apropiados que han recuperado su identidad. Veinte de ellos declararon en este proceso. En total se calcula que fueron unos 500 los niños apropiados durante los años del régimen militar en Argentina.

Cómo puedes ayudar