Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Amnistía Internacional insta a los jefes de Estado africanos a que rechacen la petición de Sudán de presidir la UA

Amnistía Internacional ha instado hoy (31 de enero de 2008) a los jefes de Estado africanos reunidos en Addis Abeba para la Asamblea de la Unión Africana (UA) a que aborden los desafíos críticos para los derechos humanos que afronta África, mientras continúan sin disminuir las violaciones de estos derechos en Kenia y Sudán.

 

"Los jefes de Estado deben tener muy presentes en esta reunión los masivos problemas de derechos humanos que afrontan los ciudadanos africanos corrientes, y hacer todo lo posible para atajar estos problemas y trabajar para buscar soluciones", declaró Kolawole Olaniyan, asesor jurídico sobre África de Amnistía Internacional.

 

La organización ha publicado un breve memorándum de acciones recomendadas a la UA, centrándose en concreto en las violaciones de derechos humanos que están cometiéndose en Sudán y en Kenia.

Amnistía Internacional también pidió a la Asamblea de la UA que rechazara el intento de Sudán de presidir la UA.

 

"Es muy preocupante que Sudán esté interesado de nuevo en presidir la UA, cuando sigue cometiendo violaciones graves de derechos humanos en Darfur y no colabora plenamente con la UNAMID [la fuerza de paz mixta de la ONU y la UA desplegada en Darfur] –afirmó Olaniyan–. Instamos a la AU a que no conceda a Sudán su presidencia, pues no sólo habría un conflicto de intereses, dado que Sudán es parte de un conflicto en cuya resolución la UA desempeña un papel fundamental, sino que sería una bofetada para los cientos de miles de víctimas de esta prolongada y violenta crisis de derechos humanos."

 

Sudán no consiguió la presidencia de la UA en el 2006 y en el 2007, tras la reacción pública contra los ataques continuos del gobierno contra civiles y su bloqueo de las operaciones de paz necesarias para protegerlos.

 

"Si se le concede la presidencia de la UA, Sudán estaría en condiciones de negociar efectivamente consigo misma sobre el conflicto de Darfur, lo que es, evidentemente, una situación ridícula e insostenible –declaró Olaniyan–.

La Asamblea de la UA debe aprovechar esta oportunidad para condenar públicamente la obstrucción del gobierno de Sudán a la labor de la UNAMID y presionarlo para que colabore plenamente y de inmediato con la UNAMID."

 

Amnistía Internacional también pidió a la Asamblea que crease con carácter urgente una comisión de investigación de la AU sobre los homicidios ilegítimos y otros abusos graves contra los derechos humanos en Kenia, e insistiese en que quienes sean hallados responsables comparezcan ante la justicia, con arreglo a las normas internacionales sobre imparcialidad procesal.


La organización ha sido informada hoy de que destacados defensores y activistas de derechos humanos de Kenia están recibiendo amenazas de muerte verosímiles y pidió al gobierno de este país que garantizara su seguridad y protección.

 

“Los jefes de Estado africanos deben presionar al gobierno y a los dirigentes políticos kenianos para que adopten todas las medidas legítimas para garantizar el fin inmediato de la violencia y declaren públicamente su compromiso con el respeto y la protección de los derechos humanos de todos los ciudadanos kenianos", concluyó Olaniyan.