Amnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsAmnesty IconsCovid IconsCovid IconsCovid IconsCovid IconsCovid IconsCovid Icons
Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Exigimos a las Comunidades Autónomas el 25% de inversión sanitaria para atención primaria recomendado por la OMS.

La Atención Primaria es clave para garantizar el derecho a la salud: es tu puerta de entrada al sistema sanitario y atenderá el 70% de las necesidades de salud a lo largo de tu vida. Sin embargo, años de recortes y desatención hicieron que enfrentara la pandemia muy debilitada. Ha rozado el colapso en cada ola de COVID.

El esfuerzo y entrega del personal sanitario han sido enormes, pero la falta de financiación adecuada ha impactado negativamente en el derecho a la salud de las personas: listas de espera y colas interminables, retrasos en diagnósticos y seguimiento insuficiente de enfermedades crónicas, carencias en atención a la salud mental...

Según los últimos datos públicos de gasto (2020), la Atención Primaria solo alcanza el 14% del gasto sanitario total, muy lejos del 25% recomendado por la Organización Mundial de la Salud. Tanto la OMS y organismos internacionales de protección de los derechos humanos, como a nivel estatal el Defensor del Pueblo, el Congreso de los Diputados y el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud han recomendado aumentar su financiación para hacer frente a la crisis sanitaria.

Estos dos últimos años, las autoridades sanitarias centrales y autonómicas no han dejado de subrayar en sus discursos la importancia de la Atención Primaria y la necesidad de reforzarla.

Pero la realidad es muy diferente: la mayoría de los presupuestos de las Comunidades Autónomas no cumple la promesa de reforzar significativamente su financiación, incumpliendo su obligación inmediata de garantizar una mejora continua y sostenida del disfrute del derecho a la salud.

¿Qué pedimos?

  • Las Comunidades Autónomas deben aumentar la inversión en Atención Primaria en 2022 respecto a 2021 gastando más de lo presupuestado para reforzar plantillas, infraestructuras y recursos en los centros de salud.
  • El Ministerio de Sanidad debe recomendar el incremento de la inversión en materia de Atención Primaria a las Comunidades Autónomas e informar públicamente sobre el estado de trabajo del grupo de expertos creado para definir la evaluación de la gestión de la pandemia y esta evaluación debe concluirse en 2022.
  • En los próximos años, las Comunidades Autónomas deben duplicar la inversión en Atención Primaria para recuperar el peso perdido por años de recortes.

Presupuesto 2022: ninguna Comunidad alcanza el 25% recomendado por la OMS

Hemos analizado los presupuestos 2022 por Comunidades Autónomas, la financiación sanitaria total y el porcentaje destinado a la Atención Primaria dentro de esa partida. El primer obstáculo han sido los problemas de transparencia y accesibilidad a la información específica de Atención Primaria: en seis comunidades el desglose facilitado no ha sido suficiente.

Para las Comunidades Autónomas que sí tienen la información desglosada, el total de inversión en Atención Primaria es del 14,7% del presupuesto de sanidad, lejos del 25% que recomienda la OMS. Aquí puedes consultar los datos para cada una de ellas:

Respecto a los presupuestos de 2021, la financiación de la Atención Primaria en conjunto apenas ha avanzado hacia el 25% recomendado. Galicia, Canarias y Extremadura destinan incluso menor porcentaje que el año anterior y solo La Rioja, Murcia y Cataluña aumentan significativamente el porcentajedestinado a Atención Primaria en los recursos totales de sanidad.

Para las 11 Comunidades con información suficientemente desglosada, el presupuesto para Atención Primaria crece en conjunto un 8,5%, un dato positivo pero que no recoge en general una apuesta decidida para el refuerzo necesario ni recupera el impacto de los recortes. La Rioja (+22,5%) y Cataluña (+16,8%) son la excepción, con un compromiso real que merece reconocimiento y debe mantenerse en años próximos. En el extremo opuesto, Galicia invierte un 2% menos que en 2021.

Dos años después de una crisis sanitaria que ha puesto a prueba el sistema público de salud, el total del presupuesto sanitario para 2022 de las 17 Comunidades Autónomas solo ha crecido un 4,5%. Cuatro Comunidades aumentan la inversión menos de un 1% e incluso hay Comunidades que prevén invertir menos en sanidad (Aragón y Castilla-La Mancha).

¿Quién más tiene que pedirlo?

La OMS lo dice alto y claro: la Atención Primaria necesita el 25% del gasto sanitario. Organizaciones internacionales de protección de derechos humanos, el Defensor del Pueblo, personal sanitario, organizaciones y movimientos sociales, ciudadanos y ciudadanas particulares… somos muchas las voces que llevamos tiempo reclamándolo. No vamos a parar de luchar por nuestro derecho a la salud.

Lanzamos la campaña "¿Quién más tiene que pedirlo?" para exigir a las autoridades, con humor pero sin dar un paso atrás, mayor financiación para la Atención Primaria.

Descarga y comparte las gráficas de la campaña

Un alien pidiendo que la atención primaria reciba el 25% del gasto sanitario
Bruce Lee pidiendo que la atención primaria reciba el 25% del gasto sanitario
La Monna Lisa pidiendo que la atención primaria reciba el 25% del gasto sanitario

¡Súmate y actúa!

Pide a las autoridades el 25% de inversión para la Atención Primaria.