Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

El ataque violento contra las ex Pussy Riot es intolerable

Las ex Pussy Riot han sido detenidas varias veces en las últimas semanas por protestar pacíficamente. © Vasily MAXIMOV / AFP / Getty Images

Las autoridades rusas deben abrir sin demora una investigación independiente e imparcial sobre el ataque premeditado, aparentemente sin que mediara provocación, cometido esta mañana en Nizhny Novgorod contra las activistas de derechos humanos y ex miembros de Pussy Riot Nadya Tolokonnikova y Masha Alyokhina, ha declarado Amnistía Internacional.

“Según todos los indicios, este ataque violento parece haber sido premeditado por un grupo organizado. Los agresores no identificados corearon consignas, exhibieron una pancarta y filmaron todo el incidente”, afirmó Sergei Nikitin, director de la Oficina de Amnistía Internacional en Moscú.


“Las autoridades rusas no deben tolerar estos ataques contra activistas pacíficos. Deben iniciar sin demora una investigación imparcial e independiente sobre este incidente y sobre todos los incidentes de este tipo, y hacer que los responsables comparezcan ante la justicia.”


El vídeo muestra aparentemente la irrupción de un grupo de hombres que interrumpen violentamente el desayuno de las activistas en un restaurante McDonald’s situado cerca de la estación de tren de Nizhny Novgorod. Las activistas, que se reunieron con otros miembros de la nueva ONG de derechos de los presos Zona de los Derechos, dijeron que estaban en la ciudad para inspeccionar una colonia penitenciaria local.

Los agresores no identificados irrumpieron en el restaurante con un cartel que decía: “Sucias putas, fuera de nuestra ciudad” y atacaron presuntamente a las activistas con un pulverizador de pimienta, antiséptico verde y otros proyectiles.

Tras el incidente, Nadya Tolokonnikova tuiteó imágenes de documentos médicos que mostraban que había sido atendida por lesiones oculares. Según informes, Masha Alyokhina sufrió una conmoción cerebral y necesitó puntos de sutura.

Las mujeres han sido detenidas varias veces en las últimas semanas cuando protestaban pacíficamente frente al lugar donde se celebraba el juicio de Bolotnaya, en Moscú, y durante los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi.