Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Represión extrema contra defensoras de derechos humanos en Arabia Saudí

Presiona a las autoridades saudíes para que pongan fin a esta terrible represión ejercida contra las mujeres que se atreven a alzar su voz.

Actualización 29 de marzo de 2019:

Hemos tenido la excelente noticia de que Iman al Nafjan, Aziza al Yousef y Ruqayyah al-Mharib han sido liberadas. Tras 10 meses atormentadas por la detención arbitraria y la tortura finalmente han podido regresar a sus hogares.

Iman, Aziza, Ruqayyah y otras muchas activistas saudíes habían sido encerradas, separadas de sus seres queridos, sometidas a tortura y amenazadas simplemente por reclamar pacíficamente los derechos de las mujeres y expresar sus opiniones.

Todavía permanecen en prisión Samar Badawi, Loujain al Hathloul, Amal al-Harbi, Nouf Abdulziaz, Maya’a al-Zahrani, Shadan al-Anezi, Abir Namankni, Hatoon al-Fassi y otra mujer. Muchas de ellas han hecho campaña contra la prohibición de que las mujeres conduzcan en Arabia Saudí y para pedir el fin del sistema de tutela masculina.

Bajo el liderazgo de Mohammad bin Salman, Arabia Saudí está llevando al extremo la campaña represiva contra la libertad de expresión, asociación y reunión de las mujeres.

Todas ellas deben ser puestas en libertad de forma inmediata y retirar los cargos que hay en su contra. Y las denuncias de tortura formuladas por las activistas tienen que ser investigadas.

¡Firma!
Firma la petición
Ayúdanos a llegar a 60.000
51.013 firmas
Fima y enviaremos esta petición en tu nombre a la embajada de Arabia Saudí.

Enviaremos esta petición junto con tu nombre, apellidos y país.

Estimados Sr.:

Insto a las autoridades de Arabia Saudí a que:

- retirar todos los cargos contra las 11 activistas y a ponerlas en libertad de forma inmediata e incondicional, pues son presas de conciencia, detenidas únicamente por ejercer de forma pacífica su derecho a la libertad de expresión, reunión y asociación;
- a facilitar a todas las personas detenidas el acceso a sus abogados y a permitir la presencia de observadores independientes en las prisiones para investigar las denuncias de tortura y otros malos tratos, incluidos abusos sexuales.

Si ya has firmado alguna acción antes, rellena sólo tu email:
Completa el siguiente formulario:
Al participar en esta acción aceptas la política de privacidad