Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Grecia: Debe retirarse la acusación de tráfico de personas contra voluntarios españoles que realizaban tareas de salvamento

Cuando se inicia el juicio de los tres bomberos españoles acusados de tráfico de personas mientras realizaban tareas de búsqueda y salvamento en 2016, María Serrano, directora de campañas sobre Migración en Amnistía Internacional, ha declarado:
 
“Estos tres bomberos estaban en Lesbos utilizando sus conocimientos profesionales para salvar de morir ahogados a niños, niñas, mujeres y hombres. No han hecho nada malo, ni han cometido ningún delito. Deben retirarse los cargos contra ellos.
 
“El despropósito de llevar a estos valientes voluntarios ante un tribunal por una absurda acusación de tráfico de personas es una burla a la justicia que pone de manifiesto la confusión moral de quienes intentan criminalizar actos de solidaridad e intimidar a los defensores y defensoras de los derechos humanos.
 
“Los esfuerzos de las ONG para salvar vidas en el mar deberían ser elogiados, defendidos y celebrados.”

Información complementaria


Manuel Blanco, Julio Latorre y José Enrique Rodríguez, voluntarios de la ONG Proem-AID, fueron detenidos en enero de 2016 cuando intentaban localizar una embarcación en peligro, y posteriormente quedaron en libertad bajo fianza. Están acusados de intento de “tráfico ilegal de personas”. Si son declarados culpables, la condena podría ser de hasta 10 años de cárcel.

Proem-AID comenzó a trabajar en Lesbos en diciembre de 2015 y desde entonces ha salvado cientos de vidas. La ONG ha seguido con su labor en Lesbos a pesar de esta absurda acusación, apoyando a las autoridades griegas y proporcionando servicios de emergencia profesionales, incluida la ayuda durante el fuerte seísmo que sacudió la isla en 2017.

Está previsto que se dicte sentencia en su causa entre el 7 y el 9 de mayo.

Otras dos personas, Mohammed Abbassi y Salam Aldeen, de la ONG Team Humanity, se enfrentan también a acusaciones similares y serán juzgadas junto con los bomberos.