Saltar al contenido
Actuamos por los derechos humanos en todo el mundo
Buscar

En peligro civiles y migrantes extranjeros por la batalla de Trípoli

Las fuerzas del CNT se dirigen a Trípoli mientras se intensifica la batalla por la capital libia. © Andrew Chittock/Demotix

Londres.- Amnistía Internacional ha advertido hoy de que los prolongados combates en la capital libia, Trípoli, ponen en peligro la vida de la población civil y podrían crear una crisis humanitaria.

Continúan en la ciudad los enfrentamientos entre el Consejo Nacional de Transición (CNT) y las fuerzas leales al coronel Muamar al Gadafi mientras ambos bandos afirman controlar la mayor parte de la capital.

 “El riesgo para la población civil aumenta con cada día de violencia en Trípoli, no sólo para las personas atrapadas en los combates, sino también porque las condiciones podrían empeorar si los enfrentamientos llegan a las zonas residenciales con la gran probabilidad de que ello afecte a los suministros de comida, agua y electricidad”, ha declarado Malcolm Smart, director del Programa para Oriente Medio y el Norte de África de Amnistía Internacional.

También se teme por la seguridad de miles de trabajadores migrantes extranjeros, entre ellos los que tratan de huir del país, después de que, según informes, un barco de rescate de la Organización Internacional para las Migraciones no pudo fondear en Trípoli esta mañana por motivos de seguridad.

"Los trabajadores migrantes extranjeros atrapados en Libia, muchos de ellos de países subsaharianos, son muy vulnerables. No sólo la inestabilidad de la situación sobre el terreno les impide huir, sino que también podrían ser atacados por ser percibidos como ‘mercenarios’", añadió Malcolm Smart.

La batalla por el control de Trípoli no muestra indicios de disminuir hoy, especialmente después de la aparición pública de Saif al Islam, hijo del coronel Gadafi, a quien habían capturado las fuerzas del Consejo Nacional de Transición, según afirmaron éstas ayer.

Saif al Islam y el coronel Gadafi, junto con el jefe de los servicios de inteligencia militar, Abdallah al Sanussi, están buscados por la Corte Penal Internacional como presuntos autores de crímenes de lesa humanidad, incluidos el asesinato y la persecución.

 “El coronel Gadafi, acusado junto con otras personas de organizar la sangrienta represión en Libia, debe rendir cuentas de sus actos con arreglo al derecho internacional”, concluyó Malcolm Smart.

Cómo puedes ayudar