Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Debate sobre el Estado de la Nación

El Presidente Zapatero debe rendir cuentas sobre los avances en derechos humanos durante la Presidencia española de la UE

Panel de firmas pidiendo un Plan de Derechos Humanos al Gobierno español, entregado por Amnistía Internacional en la Moncloa al Presidente Rodríguez Zapatero, junio de 2008 © AI

Amnistía Internacional pide a los grupos parlamentarios que el Plan de Derechos Humanos esté en el debate

Madrid.- Con motivo del debate sobre el Estado de la Nación, que se celebrará el 14 y 15 de julio, Amnistía Internacional se ha dirigido al Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, para pedirle que explique en el Congreso los avances alcanzados en la promoción y protección de los derechos humanos tanto dentro como fuera de la Unión Europea (UE) durante la Presidencia española.

La organización también pide a Rodríguez Zapatero que explique cuáles serán los próximos pasos para impulsar el Plan de Derechos Humanos, que pretende dar respuesta a los principales retos de derechos humanos a los que se sigue enfrentando España tanto dentro como fuera de sus fronteras.

Los derechos humanos durante la Presidencia española de la UE
Durante los seis meses de la Presidencia española, Amnistía Internacional ha dado la bienvenida a los esfuerzos del Gobierno español para impulsar la promoción y protección efectiva de los derechos humanos en el ámbito europeo, con medidas como: la adhesión de la UE al Convenio Europeo de Protección de los Derechos Humanos y las Libertades Fundamentales del Consejo de Europa, así como los avances en relación a la lucha contra la violencia de género, la lucha contra la pena de muerte, la protección de los defensores y defensoras de derechos humanos o la firme determinación de avanzar en la propuesta de la Directiva contra la Discriminación por motivos de religión, creencia, edad, discapacidad u orientación sexual, presentada por la Comisión en 2008.

Sin embargo, para Amnistía Internacional la actuación de la Presidencia española ha sido muy deficiente en relación a otros temas que exigen una respuesta política firme y contundente en favor de la protección de los derechos humanos.

“Nos preocupa especialmente que los Estados miembros sigan negándose a realizar investigaciones sobre su presunta complicidad con Estados Unidos en el programa de entregas extraordinarias de la CIA en el marco de la “guerra contra el terror”, pese a las Resoluciones de 2007 y 2009 del Parlamento Europeo, o pese al reciente informe del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas que identifica a seis países de la UE en dichas entregas, y lamentamos que España en estos meses no haya impulsado la rendición de cuentas”, señala Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional España.

Otra de las preocupaciones de Amnistía Internacional es que España no haya aprovechado el semestre de su presidencia para impulsar el respeto y la protección real y efectiva de los derechos humanos en las políticas y medidas de control migratorio y asilo de la UE. Por el contrario, los acuerdos adoptados en este tiempo siguen centrados exclusivamente en el control de fronteras, la mejora de la capacidad de detección y prevención de la inmigración irregular, y el retorno, dejando de lado los derechos humanos.

Amnistía Internacional ha lamentado también el trabajo desigual realizado por parte de la Presidencia española en relación con los 10 casos de personas en situación de riesgo presentados por la organización. “Aunque ha sido pro-activa en el trabajo de los 7 casos de países externos a la UE y se han alcanzado algunos resultados positivos, como la revisión del caso del japonés condenado a muerte, Okunishi Masaru, o el cierre de la investigación en contra de las 9 defensoras nicaragüenes de los derechos de las mujeres; sin embargo, se ha mostrado muy reticente a presionar a Estados miembros sobre graves violaciones de derechos humanos, es el caso de Francia y Rumanía, aunque sí ha habido avances en relación con el caso de Binyam Mohamed, ya que el Primer Ministro británico ha anunciado que se abrirá una investigación sobre la presunta implicación de agentes de inteligencia británicos en interrogatorios con tortura contra este ciudadano británico en el marco de la guerra contra el terror”, señaló Esteban Beltrán.

Plan de Derechos Humanos
Amnistía Internacional valora la intención del Gobierno español para hacer de los derechos humanos un eje trasversal de la política y políticas del Estado español, como refleja el Plan de Derechos Humanos, adoptado en diciembre de 2008, y que cuenta ya con más de un año y medio de andadura. Aunque la organización considera insuficientes los esfuerzos orientados para impulsar el Plan. Muchas de las medidas, los indicadores y el calendario tanto de política interior como exterior siguen sin ser concretos, hay poca transparencia hacia la sociedad civil, y no están consolidados los mecanismos para el seguimiento y evaluación del Plan de Derechos Humanos.

En este sentido, cabe destacar que la Comisión Constitucional del Congreso aún no ha llamado a comparecer al Secretario de Estado de Asuntos Constitucionales y Relaciones con las Cortes, como Presidente de la Comisión de Seguimiento del Plan, pese a que hace meses él lo había solicitado. El mismo Plan establece que el Presidente de la Comisión de Seguimiento comparecerá anualmente en el Congreso para dar cuenta del estado de ejecución de los compromisos adquiridos. Amnistía Internacional insiste una vez más sobre la importancia de someter a control y debate parlamentario la ejecución de las medidas recogidas en el Plan de Derechos Humanos y pide a todos los grupos políticos un compromiso real con su seguimiento y su cumplimiento.

Peticiones  de cara al debate del Estado de la Nación
Amnistía Internacional pide al Presidente de Gobierno,  José Luis Rodríguez Zapatero que facilite a los diputados y diputadas y a la sociedad civil, información relativa a:

  • Las acciones concretas realizadas durante el semestre de la Presidencia española de la UE para la promoción y protección de los derechos humanos, con especial atención en las relaciones bilaterales de la UE, y en concreto en las gestiones realizadas sobre la situación de los derechos humanos en Israel y los Territorios Palestinos Ocupados, Cuba, Colombia, Rusia y China.
  • Las gestiones realizadas por la Presidencia española para la mejora de la situación de los 10 casos de personas víctimas de violaciones de derechos humanos, de dentro y de fuera de la Unión Europea, por los que Amnistía Internacional ha trabajado durante estos seis meses.
  • Las acciones previstas para impulsar, implementar y seguir la puesta en marcha de medidas del Plan de Derechos Humanos como la Estrategia Nacional e Integral de Lucha contra el Racismo y la Xenofobia, el cumplimiento de las recomendaciones realizadas por el Comité de Derechos Humanos en relación a las desapariciones forzadas, y la inclusión de un claro enfoque de derechos humanos que garantice la no discriminación, la igualdad de género, la participación y la rendición de cuentas ante la revisión de los Objetivos de Desarrollo del Milenio por Naciones Unidas en septiembre de 2010.

Para más información, véase:

  • ESPACIO WEB de Amnistía Internacional sobre España, con las principales preocupaciones en materia de derechos humanos,