Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

México: Libertad para presos de conciencia indígenas

¡Gracias!

Esta acción ha finalizado. Hemos sido 8.016 firmantes

Petición antes del cierre

Buenas noticias: los cinco miembros de la Organización del Pueblo Indígena Me’ Phaa (OPIM) detenidos en abril de 2008, están libres. Amnistía Internacional les declaró “presos de conciencia”, detenidos exclusivamente por oponerse de forma pacífica al cacique y defender los derechos de los miembros de la comunidad indígena.

Esta acción ha finalizado. Los cinco presos de conciencia - todos ellos miembros del organización indígena Organización del Pueblo Indígena Me’ Phaa (OPIM) - por los que abrimos esta ciberacción están ya libres. Los cargos contra Manuel Cruz, Orlando Manzanarez, Natalio Ortega y Romualdo Santiago fueron retirados por falta de evidencia de modo que quedaron en libertad el 19 de marzo de 2009. Raúl Hernández tuvo que esperar un año más para su liberación que finalmente consiguió el 27 de agosto de 2010.

¡Gracias a las mas de 8.000 personas que han firmado esta ciberacción!

 

Petición original:

La Organización del Pueblo Indígena Me’ Phaa (OPIM) está sufriendo un patrón coordinado de acoso contra sus miembros como represalia por su trabajo legítimo de defensa de los derechos humanos en México.

Miembros de esta organización han sido acusados bajo cargos fabricados, y cinco de ellos fueron detenidos en la prisión de Ayutla de los Libres, Estado de Guerrero en abril de 2008. Cuatro de ellos fueron liberados el 19 de marzo de 2009 y los cargos contra ellos retirados por falta de pruebas y Raúl Hernandez más de un año después, el 27 de agosto de 2010. Amnistía Internacional les declaró a todos “presos de conciencia”, detenidos exclusivamente por oponerse de forma pacífica al cacique y defender los derechos de los miembros de la comunidad indígena.

Según sus familias, los hijos de los detenidos han sido estigmatizados y discriminados en la escuela por el director del centro escolar, de quien las familias dicen que es uno de los partidarios del cacique; además, otros estudiantes les han llamado “hijos de delincuentes”.

Otros dos miembros de la OPIM, Rafael Rodríguez Dircio y Obtilia Eugenio Manuel, fueron amenazados de muerte el 4 de febrero y el 24 de enero respectivamente, por partidarios del cacique local en la comunidad de El Camalote, Estado de Guerrero.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha respondido pidiendo al gobierno mexicano que proporcione protección a más de un centenar de miembros de la organización.