Actuamos por los derechos humanos
en todo el mundo

Buscar

Arabia Saudí: Siete hombres en riesgo de ejecución inminente

¡Gracias!

Esta acción ha finalizado. Hemos sido 6.764 firmantes

Petición antes del cierre

Gracias a la presión pública, las ejecuciones han sido pospuestas. Pero siguen condenados y podrían ser ejecutados en cualquier momento.

 

Esta acción ha finalizado (13 de marzo de 2013). Si bien la semana pasada las ejecuciones de siete hombres en Arabia Saudí fueron aplazadas, lamentablemente, los siete fueron ejecutados el 13 de marzo a primera hora de la mañana. Se trata de un acto de absoluta brutalidad. Los siete deberían haber sido juzgados de nuevo y se deberían haber investigado las denuncias de tortura. Amnistía Internacional seguirá trabajando para que la pena de muerte en Arabia Saudí, y en todo el mundo, pase a formar parte de los libros de historia.

Gracias a las más de 6,700 personas que han participado en esta acción.


Petición antes del cierre:

En agosto de 2009, siete hombres fueron declarados culpables de robo a mano armada y condenados a muerte. Serán fusilados y el cadáver de uno de ellos, además, será crucificado después de morir como escarmiento.

Durante su interrogatorio recibieron fuertes palizas, les negaron la comida y el agua, les impidieron dormir, los tuvieron 14 horas seguidas de pie y los obligaron a firmar "confesiones". Estuvieron tres años y medio recluidos en prisión antes de ser juzgados. Cuando llegó el juicio, éste apenas duró unas horas y no tuvieron asistencia letrada ni derecho de apelación.

El pasado mes de febrero el Rey de Arabia Saudí ratificó las condenas a pesar de que el juicio estuvo plagado de irregularidades y que dos de ellos eran menores de edad en el momento de cometer el delito.

El 5 de marzo era el día señalado para su ejecución. Sin embargo, y entre otros motivos, la presión internacional y las gestiones diplomáticas lograron que las ejecuciones fueran pospuestas.

Esto no significa que ya no haya riesgo para sus vidas. Sarhan bin Ahmed bin Abdullah Al Mashayekh, Sa’id bin Hassan bin Ahmed al-‘Amri, Ali bin Muhammad bin Hazam al-Shihri, Nasser bin Sa’id bin Sa’ad al-Qahtani, Sa’id bin Nasser bin Muhammad al-Shahrani, Abdul Aziz bin Saleh bin Muhammad al-‘Amri y Ali bin Hadi bin Sa’id al-Qahtani continúan en peligro y podrían ser ejecutados en los próximos días.

No podemos dejar que su situación caiga en el olvido. Es necesario que las condenas sean conmutadas y que los siete sean sometidos a un nuevo juicio, que cumpla con las normas internacionales sobre juicios justos y sin que se recurra a la pena de muerte.